OCLOYAS

13-11-19

Energía renovable para el campo: 255 productores beneficiados con boyeros solares

Desde esta semana, Ocloyas cuenta con tecnología solar para mejorar la producción local, lo que sucede también en otros puntos del departamento Dr. Manuel Belgrano y de los departamentos El Carmen, San Antonio, Valle Grande, Cochinoca, Humahuaca, Rinconada, San Pedro, Santa Bárbara, Tilcara, Tumbaya y Yavi.

El Ministerio de Infraestructura, a cargo de Jorge Rizzotti, a través de la Secretaría de Energía, entregó a 20 productores de Ocloyas, boyeros solares para resguardar y mejorar la actividad productiva. Los equipos, financiados con fondos de Proyecto de Energías Renovables en Mercados Rurales (PERMER), corresponden a los 255 kits obtenidos para su distribución en todo Jujuy.

En Ocloyas, los kits para instalar boyeros solares –sistemas de alambrado electrificado y alimentado de energía solar– y utilizarlos en la ganadería y agricultura fueron entregados con la presencia de autoridades de la Secretaría de Energía, a cargo de Mario Pizarro, y su Dirección General de Energía y la de Energías Renovables y Eficiencia Energética.  La entrega, forma parte de otras que se llevaron adelante en los departamentos Dr. Manuel Belgrano, El Carmen, San Antonio, Valle Grande, Cochinoca, Humahuaca, Rinconada, San Pedro, Santa Bárbara, Tilcara, Tumbaya  y Yavi.

Mario Pizarro, secretario de Energía, explicó que “esto llevó casi cuatro años de gestión; en los inicios se hicieron relevamientos, visita a terrenos, traza de puntos de georreferenciación de los posibles futuros beneficiarios en aquel momento, y todo lo necesario para la recopilación de datos de los productores”. “El manejo de la información recaudada llevó mucho tiempo, esto se presentó en el Banco Mundial para ser analizado análisis y posteriormente aprobado”, detalló, y valoró que “así, la provincia logró obtener 255 de 1.500 kits distribuidos en el país, con lo que estamos hablando de 17% sólo para Jujuy, lo que es un porcentaje importante”.

Los kits se lograron con colaboración del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y la Subsecretaría de Agricultura Familiar (SAF). Pizarro explicó sobre éstas instituciones que “ambas cubren toda el área territorial para lo que fue la entrega y capacitación de los productores”.

Como paso previo a la adquisición de los sistemas, el productor que recibe el boyero debe tener la capacitación sobre su uso e instalación ya cursada y certificada. Al respecto, Marcelo Nieder, director de Energías Renovables y Eficiencia Energética de la Secretaría de Energía, explicó que “son procesos que hay que cumplir sí o sí, sino no se cierra el circuito y se puede perder el producto; cumplido este paso, entregamos el boyero y el mismo productor lo instala, es portátil y de fácil instalación”.

Los artefactos, una vez colocados, tienen seguimiento por un plazo de dos años, por parte de la Secretaría de Energía del Ministerio. “Esto está georreferenciado para ver si se pudo usar de manera correcta, y de haber complicaciones también poder dar asistencia”, comentó Nieder, y continuó: “si bien el producto pasó distintos ensayos de calidad, en caso de que falle de esta manera se pueden hacer reposiciones con el uso de la garantía”.

Un boyero es un sistema de alambrado confeccionado con un mecanismo que da descargas al tomar contacto (de forma controlada y segura). No representa un peligroso para los usuarios ni los animales. Estos alambrados se alimentan de energía captada por medio un panel solar para su funcionamiento. Asimismo, incluyen baterías de plomo que permiten la acumulación de energía y asegura su funcionamiento durante la noche.